Entradas

Mostrando entradas de diciembre 25, 2012

Latidos- Capítulo 2.2

Y ella sonrió, y miró la noche estrellada y supo que no perdía nada, y quería volver a vivir la adrenalina de un salto, como la sangre fluye por todo tu cuerpo y te hace sentir viva, como te suspendes en el vacío y por un momento eres tú y el aire y nada importa… También quería vivir ese primer contacto con el agua helada que te hacía entumecerte, y el dolor del primer golpe contra la superficie, como si el agua te partiera en dos, pero es tan satisfactorio todo aquello, hacía tanto que no lo sentía.
Cerró los ojos y se acercó al borde de la piscina, estaba allí e iba a hacerlo, en la superficie del agua su cara estaba reflejada, no importaba nada, iba a caer de bruces con la realidad en cuanto saliera de esa piscina, pero al menos, lo habría hecho, y todo riesgo merecía la pena en ese momento.

Amistad

Imagen
Al leer esta frase me acordé de una persona, y supe al instante, que si tuviera que dejar mi vida a ciegas y que fuera él el que la guiara, no habría nadie que pudiera hacerlo mejor, y con el que yo sintiera más confianza.

Porque la amistad a veces surge cuando menos lo esperas y crece tan rápido que nos deja si aliento, sin saber como enfrentarnos, pero que, a la vez, estas deseando que crezca, que avance y que de otro paso... Que mejor momento para reflexionar sobre esto cuando quedan 6 días para que finalice el año.

¿Conoces una amistad así?
Por cierto, FeLiZ NaViDaD