¡¡¡Sígueme!!! Te seguiré

Buscador

gadgets para blogger

Traduce el blog a...

English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Importante

Ya sabéis que por motivos varios el blog permanecerá cerrado y no podré visitaros, sois libres, de quedaros o marcharos, estoy pasando por momentos duros y necesito tiempo para aceptarlos. Iré poniendo de vez en cuando lo que escribo en facebook para desahogarme, me es más sencillo porque se lo dicto al móvil, pero mentiría si os dijera que puedo entrar a vuestros blogs a leer todo lo que escribís, y entrar a dejar un comentario absurdo y sin sentido, me parece una falta de respeto.

Gracias por comprender, gracias por estar a mi lado todo este tiempo, gracias a los que os quedéis y también, gracias a los que se vayan, podéis buscarme en facebook por mi nombre, si queréis hablar conmigo, y también por el nombre del blog, tengo una página en la que me llegarán vuestros mensajes directos.

29 de julio de 2012

Isemay 42.9


            
La herida de flecha era causa probable de muerte, y más si esta iba envenenada, la extracción era casi más dura que la propia muerte por eso se optaba por dejar morir a los heridos al menos que fuera de fácil acceso extraerla, pues quien no moría por la herida, lo hacía por la hemorragia que provocaban al desgarrar la carne para extraer la flecha.
-                            Sálvale- grito angustiada a su hermano que no parecía querer moverse- Sácasela- le pidió por favor una y otra vez intentando acercarse a él.
-                            Ven- la dijo su esposo finalmente estirando la mano hacia ella para que se acercara, ya que sabía que de otro modo sus hombres no la dejarían.
Isemay se acercó a él mientras sus lágrimas caían por sus ojos, vio a su esposo palidecer y contraerse ante el dolor, y no podía hacer nada, era desesperante ver morir a un ser querido y sentirse tan indefensa. Uwuain se movía de un lado hacia otro arrancando las mangas de su camisa para taponar la herida, pero la sangre salía tan rápido que la tela se empapaba muy rápido y tenía que sustituirla por otra.
-                            ¡El chal, Isemay!- le oyó gritar, como si estuviera muy lejos- ¡Dame el chal!
Rápidamente ella se había quitado el chal y se lo había entregado.
-                            Hazlo- oyó susurrar a su esposo que no dejaba de mirarla a los ojos.
-                            Morirás- fue la contestación de su hermano.
-                            Pues sácala de aquí- pidió de nuevo sin dejar de mirarla- Te amo- la dijo casi sin poder pronunciarlo.

4 comentarios:

ion-laos dijo...

Le pondrá el chal? Veremos...

Besotes!

EldanY dalmaden dijo...

Debe sobrevivir, siquiera para tener una niña con Isemay, ya veréis.

Abrazos.

sabores compartidos dijo...

En cuanto se la puedan sacar se lo cauterizan con un cuchillo candente y una vez vendado se recuperará jejeej parece facicl verdad?
un besote más

Tamara dijo...

Orthos, me ha dolido hasta a mi ejejejeje. Fácil si, de lejos.

Ion, lo mismo si, quien sabe... Un besazo.

Dany, tu lo de la niña lo principal jejejeje. Un besazo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...