¡¡¡Sígueme!!! Te seguiré

Buscador

gadgets para blogger

Traduce el blog a...

English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Importante

Ya sabéis que por motivos varios el blog permanecerá cerrado y no podré visitaros, sois libres, de quedaros o marcharos, estoy pasando por momentos duros y necesito tiempo para aceptarlos. Iré poniendo de vez en cuando lo que escribo en facebook para desahogarme, me es más sencillo porque se lo dicto al móvil, pero mentiría si os dijera que puedo entrar a vuestros blogs a leer todo lo que escribís, y entrar a dejar un comentario absurdo y sin sentido, me parece una falta de respeto.

Gracias por comprender, gracias por estar a mi lado todo este tiempo, gracias a los que os quedéis y también, gracias a los que se vayan, podéis buscarme en facebook por mi nombre, si queréis hablar conmigo, y también por el nombre del blog, tengo una página en la que me llegarán vuestros mensajes directos.

19 de junio de 2011

El hijo predilecto

Cierta vez preguntaron a una madre cuál era su hijo preferido, aquel al que más quería. Y ella, dejando entrever una sonrisa, respondió:
"Nada es más voluble que el corazón de una madre". Y, como madre, respondió:
"El hijo predilecto, aquel al que me dedico en cuerpo y alma,
Es el hijo enfermo, hasta que conmigo se cure.
Es el que está lejos de casa, hasta que vuelve.
Es el que está cansado, hasta que descansa,
El que tiene hambre, hasta que se alimenta.
El que tiene sed, hasta que puede beber.
El que está estudiando, hasta que logra aprender.
El que está desnudo, hasta que encuentra ropa que ponerse.
El que trabaja, hasta que consigue un empleo digno.
El que tiene novia, hasta que por fín se casa.
El que se casa, mientras se asienta en la convivencia.
El que ha hecho una promesa, hasta que la cumple.
El que es padre, mientras cría a sus hijos.
El que contrae una deuda, hasta que la salda,
El que llora, hasta que encuentra consuelo."
Y con un semblante bien diferente a aquella sonrisa, finalizó:
"El que ya no está con nosotros, hasta que vuelva a tenerlo ante mí"

ANÓNIMO

Y es que, una madre no puede tener un hijo predilecto, después de haberlo llevado nueve meses en su vientre. Todos los hijos son especiales por algo.

12 comentarios:

Manolo García dijo...

Hola Tamara!!

Bueno, estuve fuera el fin de semana, me gusta el blog, con tu permiso, te añado a los blogs que sigo. Me pasaré por aquí en la medida de lo posible, como con el restod e blogs, jejeje...

Enhorabuena, es interesante lo que escribes. Besos!

Rosana Martí dijo...

Una madre tiene cinco dedos en una mano, si le arrancas uno le duele, pues lo mismo pasa con los hijos todos duelen. Preciosas letras querida amiga.

Besitos y pasa una linda semana.

Maria dijo...

Hola Tamara.

Para las madres todos sus hijos son iguales de predilectos.
Cada uno ocupa un lugar en tu corazón y no puedes hacer ninguna excepción por ninguno.
Pero en algunas ocasiones unos te necesitan más que otros, y eso no quiere decir que estos sean tus preferidos, sinó los más necesitados.
Me gusta tu blog. Un saludo.

Ricard dijo...

Precioso Tamara.
Me recuerda mucho a las historias de Jorge Bucay, un maravilloso escritor y psicologo argentino que con sus historias transmite grandes enseñandas desde su particular filosofia.
Gracias por tan bella historia.
Un abrazo.
Ricard

Tamara dijo...

Manolo, a mí también me encanta tu blog, y bueno, le he enseñado a mi novio el juego de las fotos, y me decía ponme otra, lo malo es que es igual de pésimo que yo para adivinarlas ;) así que no ganaremos el concurso, pero bueno, al menos nos divertidos.
Se bienvenido, por supuesto, y pasate cuando puedas.
Un beso y buena semana.

Tamara dijo...

Rosana, no soy madre, así que esas palabras son puramente ficción, las escribiría una madre que si sabe lo que es, pero si yo tengo dos hermanos y los dos me duelen igual, ¿Como no iba a pasarle a mi madre, o a cualquier madre?

Gracias por tus palabras. Un beso.

Tamara dijo...

María, supongo que unos siempre te necesitan más que otros, siempre hay además, alguno que es más despegado, más independiente, eso pasa siempre, y suele ser el pequeño el que más te necesita. Pero los hermanos lo comprendemos, y no por eso a los demás se les quiere menos.

Gracias por el comentario.

Besos.

Tamara dijo...

Ricard, Jorge Bucay es uno de los mejores escritores que he podido leer en cuanto a hacerme reflexionar, me encanta que lo compares con él, si te gusta este escritor, te aconsejo que leas esta entrada.

http://tamaravillanueva.blogspot.com/2009/11/el-arte-de-igualar-hacia-arriba.html

Habla de un escrito suyo, que además tiene que ver con mi trabajo, o con la vida en general. Espero que te guste.

Besos.

Cristina dijo...

Precioso,Tamara,me encanta...lo triste és que no todas las madres piensan así y algunos hijos sufren el no ser "hijos predilectos"...te mando un beso enooorme¡

elisa...lichazul dijo...

ser madre es una trabjo pesado , extenuante pero riquisimo en recompensas, ver crecer a tu vástago hasta verlo convertirse en hombre es una de las más mágicas experiencias

lo digo por propia experiencia
pas auna semana genial

Tamara dijo...

Cristina, si es triste, yo esperaba no encontrarme con esas cosas a menudo, pensando que era lo que menos ocurría pero me equivoque. Un beso

Tamara dijo...

Elisa, ya veo que tu experiencia es buenísima jejeje, y me alegro mucho, debe ser una experiencia mágica, te lo contaré cuando la viva. Un beso.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...