Isemay- Parte 30.2 MUERTO


Aunque eso no había sido del todo cierto y él lo sabía, tenía que haberla dejado elegir, podía haberla dejado elegir, ella tenía razón, él era un egoísta, porque no hubiera podido soportar perderla, saber que estaba en este mundo y no a su lado lo ahogaba, pero pensar que ella podía haber muerto por su causa, lo hundía en la agonía, y había cosas peores que la muerte, él lo sabía, y una de ellas sería quedarse en este mundo cuando ella estuviera en el otro. No, sus dioses no serían tan crueles de matarla a ella primero.
Ya al aire libre, su cabeza comenzó a despejarse, aun así seguía airado, un barril le obstaculizó el paso, y le pegó una patada para apartarlo, la madera crujió al chocar contra el suelo y el líquido pegajoso que contenía se derramó manchando los tablones de cubierta. Sus hombres se apresuraron para recogerlo antes de que lo manchara todo, ellos siempre tan eficientes, pensó asqueado.
-                             ¡Dejarlo estar!- les grito enfurecido.
Si su vida era un caos, quería que todo a su alrededor lo fuera. No podía soportar las risas, su esposa no estaba sonriendo, tampoco soportaba el sol, pero la luna no ayudaba cuando salía. El día o la noche, que más daba, podía haberlo tenido todo hace ocho meses, y lo dejó escapar.

Comentarios

^^EldanY^ ha dicho que…
Cuando estás mal, a veces no importa lo que ocurre alrededor pero ahí es donde se ven las personas....
saludos Tamara
Tamara ha dicho que…
Totalmente de acuerdo contigo Dany, y el amor y la amistad, se demuestran en esos momentos. Un besazo.

Entradas populares de este blog

Antes de ser infiel... PIENSA

BLOG REGISTRADO

Feliz cumpleaños amor