Isemay- Parte 30.3 MUERTO


A lo lejos vio acercarse a Thorpe, que le miró a los ojos y a su vez Osmar correspondió con el ceño fruncido de vuelta. Su amigo sabía cuando no debía acercarse, y eso hizo, se dio la vuelta y se marchó.
-                             ¡Tráeme una botella de algo fuerte!- pidió a alguien que pasaba por allí.
-                             No debes…
-                             ¿Cuestionas mis órdenes?- le preguntó chillando.
-                             Lárgate muchacho- habló Uwuain a su espalda- no sé si los demás te permitirán que caigas en un estado de inconsciencia- volvió a hablar cuando el hombre se había ido-  pero yo no. Durante meses te he apoyado, los dos la abandonamos, y, ¿Por qué será que yo no me siento como tú?
-                             Porque no tienes corazón- miró a su amigo asqueado.
-                             No, simplemente no soy tan egoísta como para pensar que ella esta enfadada y que solo eso es lo importante. Hay más cosas a parte de tu felicidad y tu, esperaba que lo hubieras entendido cuando la dejamos allí y nos embarcamos en este barco.
-                             Es mi esposa- pareció explicar todo con esas tres palabras.
-                             Y la habríamos condenado de habernos quedado, ¿querías que te viera morir en la horca? Porque yo no pensaba dejar que pasará por ese sufrimiento.
-                             Nos ha llorado de igual modo, la comunicaron que habíamos muerto.
-                             Si, pero estamos vivos, y aunque intentes culparte, también lo hiciste por ella. Los dos lo hicimos por ella.
-                             Podía haberla llevado conmigo.
-                             ¿Y condenarla a esto?- estiró el brazo para señalarle el barco- ¿Quieres a tu esposa en un barco, aislada del mundo para el resto de su vida, huyendo como una fugitiva? Entonces eres más egoísta de lo que yo pensaba.
-                             Ella me odia.
-                             Y te odiaría tarde o temprano de haberla traído contigo, ¿Cuánto crees que hubiera tardado en cansarse de la vida de un barco? ¿y luego que? Aún que no quisiera estar aquí, hubiera tenido que quedarse, no hubiera tenido elección, ahora sí la tiene. Puedes dejarla regresar cuando ella lo desee, es una secuestrada.
-                             ¿Crees que soy capaz de volver a separarme de ella? No sabes lo que me costó la primera vez hacerlo.
-                             Me lo imagino.
-                             No, no tienes idea de nada, yo la amo, ¿lo entiendes? Podíamos haber sido felices, éramos felices antes de que me marchara y la deje sola.
-                             La protegiste, y no pienso volver a discutir eso contigo.
-                             Si quieres ponértelo fácil pensando de ese modo, hazlo, pero yo no haré lo mismo. ¿estás seguro que no lo hicimos por otros motivos?, ¿por miedo a que llegara a querernos y volviéramos a fallarla?
-                             Pienso que no nos ha dejado de querer nunca, pero si tu quieres pensar de ese modo, no pienso ponértelo más fácil- sonrió repitiendo sus palabras- ahora vete a dormir, y deja de molestar a los hombres- le ordenó, aunque sabía que no sería obedecido.
La noche dio pasó a la mañana. Osmar seguía en la cubierta, probablemente se quemaría sino se ponía algo encima, llevaba ya horas sin moverse expuesto al sol que más calentaba. Sus hombres habían pasado a su lado, le miraban y después se marchaban.

Comentarios

orthos62 ha dicho que…
Leí los dos capitulos anteriores que me había saltado, es que ando muy mal de tiempo estos dias, jajaja.
Bueno este tio está abcecado con conservar a Isemay a cualquier precio eh? Tarde o temprano tendrá que darse cuenta de que ella no quiere seguir con él y los remordimientos le van a pasar factura. Seguro que comete alguna locura.
Ya veremos.
un besote niña
^^EldanY^ ha dicho que…
Despecho, rabia, uhmmmm, sentimientos.
Ahogar con alcohol las penas,,,, alivio momentáneo pero que no sirve para nada, tal vez para caer más en el abismo.

Muas profe.
Tamara ha dicho que…
Supongo Orthos que en el amor y en la guerra todo vale... Osmar piensa igual, que todo vale.

No te preocupes sino lees, lo tienes, así que ya lo leerás jejejeje, andamos todos sin tiempo, será la fecha, que es mala, o no se jejejeje.

Un besazo.
Tamara ha dicho que…
Mucha razón Dany, el alcohol, solo te calma un rato... Un besazo.

Entradas populares de este blog

Antes de ser infiel... PIENSA

BLOG REGISTRADO

Hagamos