¡¡¡Sígueme!!! Te seguiré

Buscador

gadgets para blogger

Traduce el blog a...

English cv French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Importante

Ya sabéis que por motivos varios el blog permanecerá cerrado y no podré visitaros, sois libres, de quedaros o marcharos, estoy pasando por momentos duros y necesito tiempo para aceptarlos. Iré poniendo de vez en cuando lo que escribo en facebook para desahogarme, me es más sencillo porque se lo dicto al móvil, pero mentiría si os dijera que puedo entrar a vuestros blogs a leer todo lo que escribís, y entrar a dejar un comentario absurdo y sin sentido, me parece una falta de respeto.

Gracias por comprender, gracias por estar a mi lado todo este tiempo, gracias a los que os quedéis y también, gracias a los que se vayan, podéis buscarme en facebook por mi nombre, si queréis hablar conmigo, y también por el nombre del blog, tengo una página en la que me llegarán vuestros mensajes directos.

28 de septiembre de 2015

Reclamando la sanidad que pagamos.

Ahora que la cosa esta más calmada en casa y que voy a proceder a la denuncia del hospital, las ambulancias y todos los que atendieron a mi abuela la semana pasada y esta, lo expongo aquí para que la gente se entere de como va nuestra seguridad social.


La semana pasada mi abuela tuvo una hemorragia, llamamos a teleasistencia que rápidamente nos envío una ambulancia, a su llegada, esta venía sin médico, no la miraron, mi abuela con la hemorragia y mareada tuvo que bajar un piso andando porque ni siquiera la tumbaron en una camilla, en la ambulancia le hicieron subir andando tres peldaños que ella no podía subir pues tiene 94 años, tras hospitalizarla el lunes día 14 por la mañana, la operan el martes día 15 para cortarle la hemorragia con la consecuencia de que por la pérdida de sangre tenía mucha anemia. Dicha operación se la hicieron sin anestesia por lo floja que estaba y el gran riesgo de ponérsela. Después de ser operada, no la subieron a planta y el médico de digestivos no paso a hablar con la familia, nos dijeron que bajaría pero no lo hizo, así que permaneció varias noches en urgencias esperando a una cama en planta que nunca llegó.

Por la noche del día 15 le realizan un análisis que dio 10,9, el día 16 le realizan otro análisis y los niveles de anemia eran peores, 9,9, sin ponerle hierro ni ninguna medicación, tras 3 días sin comer, consideran que esta estable y sin probar que tal le sienta la comida le dan el alta.

Esa misma noche, mi abuela se negó a ir en ambulancia, estaba mareada y no quería ir sentada, tenía miedo de caerse, por lo que la familia decide trasladarla en coche hasta casa, al llegar a su casa, pierde el conocimiento y nos dicen que es por la anemia.

A la mañana siguiente su doctora va a verla y nos explica que en ninguno de los análisis realizados han mirado si mi abuela tenía bajo el hierro, o cual era la causa que provocaba la anemia, le receta pastillas de hierro, estamos hablando del día 17.

Durante los días siguientes mi abuela no pudo levantarse de la cama pues los niveles de anemia eran tales que si se movía perdía el conocimiento, poco a poco parece que el domingo por fín se encuentra mejor y se le puede incorporar en la cama.

A la salida del hospital se le habían quitado todos los medicamentos que ella tomaba por riesgo a que sufriera otra hemorragia y con la consecuencia de poder tener un posible ictus.

El Jueves pasado al medio día, llamamos a teleasistencia para pedir una ambulancia pues mi abuela se encontraba mareada, estos nos dicen que no pueden enviarla, llamamos entonces a emergencias a las 2 de la tarde pues mi abuela volvía a marearse y no hablaba, no nos miraba a los ojos, no era capaz de articular palabra ni de escribirnos que le ocurría, a las 2:45 aparece la primera ambulancia, dos asistentes, ninguno médico, sin material ni siquiera para mirarle la tensión, nos informan que la llevarían al hospital, pero al ir a incorporarla mi abuela empieza a perder pulsaciones y deciden dejarla tumbada, uno de ellos nos dice que llamaría a otra ambulancia para que viniera un médico, a las 2:50 nos informa de que el médico tardará más de 30 minutos en venir, desde casa, la familia vuelve a llamar a emergencias pidiendo que venga una ambulancia con un doctor, a todo esto los chicos de la ambulancia nos dicen que les han informado que debemos firmarles un papel como que nos negamos al traslado, papel que por supuesto no firmamos.
A las 15:00 no había ninguna ambulancia allí, tras seis llamadas a emergencias pues mi abuela cada vez perdía más pulsaciones y no recobraba el habla, ni nos miraba, su única explicación es que mientras no perdiera el conocimiento no había prisas de que llegara la ambulancia.
A las 15:45, es decir pasadas 1 hora 45 minutos desde la primera llamada, aparece una UVI, miran a mi abuela en casa y nos informan de que le ha dado un ictus, con las palabras del médico que nos dice que estas cosas hay que atenderlas cuanto antes y que como hemos tardado tanto en llamar.

Imaginaros ya mi enfado en estas alturas y los nervios de toda la familia.

Es trasladada en la UVI hasta el hospital, a las dos horas de estar allí mi abuela comienza a recuperar el habla, le hacen un TAC y nos informan que ha sido un ictus leve y que probablemente se recupere. A las 10 de la noche nos dice el médico que le dan el alta, ya que puede repetirla o no. La familia nos negamos y la llevan a la zona de preingresos para mantenerla ingresada al menos el fín de semana.

El viernes la suben a planta por la noche, y el médico nos informa que no se le puede dar de comer nada sólido hasta que no comprueben que el ictus no había afectado a sus órganos digestivos (recordaros que el médico de la noche anterior quería darle el alta). Le cambian la medicación para que el ictus no le repita y le mandan dos pastillas de 2,5, una por la mañana y una por la noche, nadie nos dice que esa es la dósis.

La mantienen en el hospital hasta hoy lunes, que le han dado el alta al medio día, al pasar el médico nos informa de la dósis de las pastillas, los familiares nos hemos quejado pues durante todo el fín de semana solo han estado dándole una pastilla por la noche, reiteradamente antes de saber la dósis el médico nos ha dicho que no podíamos olvidar darle ninguna pues era peligroso, después de saber que sus compañeras se han olvidado de darle la dósis de la mañana, nos ha dicho que como era solo el fin de semana no pasaba nada.

Hoy se va a casa sin haber ingerido alimentos sólidos, no sabemos si su sistema digestivo esta en condiciones de tomarlos.

Así va la sanidad, así funciona el hospital. Considero que todo el mundo debería quejarse por estas cosas, si todos lo hiciéramos tal vez solucionáramos algo.

Mi denuncia será cursada esta tarde, en cuanto tenga unos documentos que necesito de los informes médicos.

No dejemos que estas cosas pasen, estamos pagando por una sanidad de calidad, no esta chapuza que puede costar la vida a una persona.

6 comentarios:

CHARO dijo...

A tí te ha ocurrido con tu abuela y a mí con mi marido que entró en urgencias el 18 de marzo del 2014 con un problema y salió del hospital con otro problema mayor y del que va a pagar las consecuencias el resto de su vida......¿Tendría que haber demandado al hospital?............esto es de locos y creo sinceramente que no íbamos a lograr nada ya que lo deduje en las muchas temporadas que ha tenido que estar ingresado (el año pasado en 7 ocasiones y este año ya van 2 veces) Espero que tu abuela se recuoere pronto.Besicos

Ilesin dijo...

Es realmente vergonzoso que se trate así a las personas y más si son mayores, ya que para ellos son seres que ocupan lugar a otros que todavía tienen vida por delante, y cito palabras textuales de una doctora que hablo a si a la familia. Por no contarte miles de causas más evidentemente al igual que tu todas estas actitudes fueron denunciadas, pero el resultado es caso omiso a las quejas.Espero que tu abuela este mejor y su evolución siga siendo positiva.
Besos

Boris Estebitan dijo...

Una pena lo que te sucedio amigo, asi es en todo el mundo, la sanidad a veces nos ocasiona estos graves disgustos.

sabores compartidos dijo...

Bueno pues no tienes mas que poner lo de policias en accion y no veas como acuden de rapido para atender a los borrachos, son la leshe.
Es una verguenza como esta este pais.
Que se mejore la abuela niña.
besotesssssssssssssss

Ana Martinez dijo...

Siento mucho lo ocurrido con tu abuela, Tamara. Espero que se encuentre algo mejor. Un abrazo.

Yessy kan dijo...

¡Qué horror!
Siento mucho lo que le ha pasado a tu abuelita. Los hospitales tienden a descuidar los servicios para resolver las emergencias vitales y urgentes. Los médicos y enfermeras poseen mucha apatía por los enfermos, en especial por las personas seniles. Son inescrupulosos, solo piensan en sacarle provecho a los seguros. Y concuerdo contigo, si todos nos uniéramos por una misma causa las cosas cambiarían. Pero en algunos casos creo que eso es como pedir un milagro.
Tu abuelita es una guerrera, para haber pasado todo esa odisea. Le deseo lo mejor y su pronta recuperación.
Beso y un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...