Virus en Facebook ¿Qué hago?

A ver si así queda más claro...

Sabéis porque a veces os entran virus en Facebook, nadie esta libre de eso, pero es muy molesto para las personas que tenéis de contacto o incluso podéis ser expulsadas de un grupo por ello porque vuestro propio Facebook, bueno, más bien el virus, empieza a reenviar mensajes en cadena ya sea de préstamos o de vídeos, incluso a veces porno.

Quiero dejarlo para que entendáis porque pasan estas cosas y porque pedimos algunas personas que no nos mandéis cadenas de mensajes, ni nos invitéis a juegos, étc.

Primero os hablo de las cadenas de mensajes, que si pasa un corazón, un lazo, un vídeo que ayudas si pinchas en el enlace, o cosas así.

Empezaron siendo enviadas por correos electrónicos, la gente entraba a ellas y tu ordenador la mayoría de veces se llenaba de virus o cookies, spam que recogían tu información personal o bien cuando tecleabas por ejemplo contraseñas o incluso cada vez que escribías algo para meterte encima en más sitios de spam y al final tu correo electrónico se llenaba de esto, creo que todos lo habréis vivido.

Llegaron las redes sociales y que hicieron ese tipo de personas que buscaban manipularnos y hacer daño o recoger información nuestra, incluso destrozar ordenadores porque el virus no se podía limpiar, pues se mudaron porque la gente ya sabía que pasaba si se abría un mensaje así, y decidieron ir a las redes sociales, donde tu amigo o tu contacto te manda un mensaje directo al messenger o chat y ¿cómo no lo vas a abrir si es de confianza?

Primero, las cadenas que nos llegan las envían las personas voluntariamente, no solo contribuyes a propagar esa infección en ordenadores y redes sociales sino que mientras tu estas intentando "ayudar" porque así te lo dice el mensaje, lo que estás consiguiendo es lo contrario, incluso que personas que no saben manejar mucho redes sociales y ordenadores, lleguen a facilitar información personal, se suscriban pinchando en los enlaces a virus de mensajería premium que luego llegan facturas desorbitadas o descarguen incluso archivos infectados con virus o lo que se conoce como malware. Por lo tanto, si de verdad quieres ayudar, no compartas una cadena, no vas a querer más a tu amigo por ello, al revés, lo quieres menos y ninguna asociación pedirá de esa manera que ayudes, de echo los únicos que ganan son los "malos" que empezaron lanzando la cadena".

Ahora, lo segundo que nos llena el móvil de esos virus que se envían a nuestros contactos como forma de mensaje a prestamista o vídeo porno, son el uso de aplicaciones en Facebook, no todas, las serias no, pero si muchas y probablemente las divertidas y las que más usamos, porque, averigua como serás dentro de x años, descubre como sería si fueras hombre, cuánto sabe tu amigo de ti... Ya ha pasado en más de una ocasión que esas aplicaciones con supuestamente 0 de seguridad han sido hackeadas, entonces meten un virus, entras a la aplicación, juegas o resuelves inofensivamente y zassssss, ya tienes el virus dentro de tu red social, que empieza a mandar de manera incontrolada mensajes en los grupos en los que participas y a tus contactos, mensajes que van de tu parte, utilizando tu información y tus datos, tus amigos se enfadan porque no entienden como puedes compartir esa clase de vídeos a la vez que les estás infectando, te echan de los grupos de facebook porque no hay forma de pararte y tu tienes que decidir hacerte una cuenta nueva porque no sabes como pararlo. ¿Merece la pena arriesgarse? Piénsalo.

Y luego hay otra parte que es la de las empresas de publicidad, que lo que empiezan a hacer porque tu has dado permisos para jugar o estar en esa aplicación, es recoger tu correo electrónico y llenarte de spam o publicidad, coger tus fotos y ver que gustos tienes para ponerte anuncios en facebook más atractivos, revisar historial de tu ordenador (por cada sitio por el que pasas) y así ver que te gusta y como pueden hacerte comprar más, y tu me dirás, buah, no compro sino quiero, cierto, pero dentro del historial de tu ordenador se quedan compras realizadas online, contraseñas de bancos, de correos electrónicos, del mensaje que le mandaste al jefe y a veces hasta números de teléfonos... ¿seguro que sigue sin importar? Por qué perder un trabajo porque a tu jefe le llegue un vídeo porno, un mensaje lleno de insultos, pederastia o ese tipo de cosas desde tu cuenta no creo que te haga mucha gracia.

Así que bueno, os animo a tener cuidado en las aplicaciones que participamos y en las cadenas que compartimos, y os pido encarecidamente que a mi, no me mandéis ninguna.

Comentarios

J.P. Alexander ha dicho que…
Tienes toda la razón. Te mando un beso

Entradas populares de este blog

Antes de ser infiel... PIENSA

BLOG REGISTRADO

Feliz cumpleaños amor